Tlfs:+34 639 886 446 / +34 923 16 31 45

Historia

Carreros de Fuenterroble desde mediados del siglo XIX (1.840)

Carreros de Fuenterroble, propiedad de la familia Martín-Aparicio Sánchez desde mediados del siglo XIX (1.840) es una tradicional dehesa salmantina, enclavada en pleno corazón del Campo Charro.

Desde siempre pastaron en sus majadales y riberas reses bravas, teniendo aquí el legendario ganadero salmantino Juan Carreros, bisabuelo del actual titular, su plaza de tientas, donde tentaron desde 1.880 a 1.930 todas las figuras del toreo de su época, como Machaquito, Lagartijo, Frascuelo, Fernando Gómez “El Gallo” e incluso Joselito.

Por su antigua “Cocina charra”, que se conserva como hace más de un siglo, han pasado multitud de personalidades del mundo del toro, la política y la literatura, desde Marcial Lalanda, Luis Miguel Dominguín o “El Viti” al académico José María de Cossío o Fernando Sánchez Dragó.

En la actual dehesa de viejos robledales, centenarias encinas y fresnos en sus riberas, pasta ganado bravo y caballar. En su vega, junto al río, existe uno de los mejores correderos del campo de Salamanca, ideal para la práctica del “acoso y derribo”.

La casa alberga un verdadero museo de la historia ganadera de Salamanca del último siglo y medio, con numerosas y antiguas cabezas de toros, fotografías, pinturas y esculturas.